Skip to main content

Noches de febrero 21

Hoy ví una imagen que no debí haber visto (aun cuando yo mismo me advertí no hacerlo). No obstante, ante la inercia que me estaba llevando a caer en uno de mis infiernos el cosmos (o lo que, o quien haya sido) me rescató. Ya me lo venía anunciando. Un par de "hoy no puedo" me lo estaban diciendo: Pero fue, inmediatamente de cerrar los ojos para no mirar el derrumbe de mi universo, cuando una llamda suya me rescató. Con propósito...o sin propósito. Sólo ella lo sabe, quizá algún día me lo diga. Y así fue, nuestro segundo encuentro. Me invitó a su lugar, a escuchar su música, a enseñarme sus juegos. Y pasamos de historias íntimas, trágicas, alegres y neutras al rose de manos, rose de piernas acompañadas de fantasías de un posible futuro sexual. Nuestras manos recorrían nuestros cuerpos, nuestros labios se mordisqueaban unos a otros y nuestras manos, tiraban de nuestro cabello fírmemente. Las lenguas acariciandose ante el embate de nuestras bocas...sólo eso. El resto, como ambos dijimos (mintiendo, por supuesto), era demasiado pronto para una segunda cita. "Ya es hora de dormir". Y así nos despedimos, con las ganas y la promesa de ese futuro posible. Ella...toda una muñequita de porcelana, por supuesto.

Popular posts from this blog

Inocencia de viernes

Kacey Kox

Sweetness

Mia Hilton

El(la)

Laisa Lins
porn star